3 de cada 10 chicos en conflicto con la ley penal no están escolarizados

La Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires dio a conocer estadísticas de la Corte Suprema que revelan que más del 31% de los jóvenes, de entre 13 y 18 años, que resultaron denunciados y/o imputados por algún hecho delictivo, se encuentran fuera del sistema educativo. Y que 1 de cada 10 ni siquiera terminó la primaria, y se registran casos de NNyA que nunca aprendieron a leer ni a escribir.

La Observación General N° 24 del Comité de los Derechos del Niño de las Naciones Unidas, dada a conocer hace pocos días, planteó interrogantes al Estado argentino para comenzar a resolver la situación.

El organismo internacional pidió no avanzar en medidas punitivistas como la baja de la edad de imputabilidad y exhortó a ampliar los mecanismos de “desvío” de los niños y niñas de forma tal de poder alejarlos de los procesos vinculados a la burocracia judicial y enviarlos hacia programas efectivos. Además, solicitó extender el uso de medidas no privativas de la libertad para garantizar que la detención sea una medida de último recurso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *