En Saladillo se podrá disfrutar de la 4º Fiesta de la Galleta de Piso

0

Los próximos 6 y 7 de abril.

Miércoles 3 de Abril de 2024 – Los próximos 6 y 7 de abril se podrá disfrutar en Saladillo de la 4º Fiesta de la Galleta de Piso, donde 13 panaderías ofrecerán más de 13 mil galletas de piso.

La tradición, la cultura y las raíces italianas se vuelven a unir en pos de vivir un evento que reúne a panaderos, emprendedores, artesanos e industrias locales para celebrar la historia de este tradicional pan que se cocina en la mencionada ciudad bonaerense desde hace más de 100 años.

Durante la Fiesta, el Municipio les otorgará galletas de piso a las 23 instituciones que estarán participando y cada una presentará un menú acompañado por dicho alimento, como bondiola braseada, bondiola al disco, lechón desmenuzado, pollo al verdeo y buschetta, entre otras comidas.

A esto se sumarán los foodtrucks, 120 emprendedores con múltiples propuestas, bandas locales, talleres de danzas y artistas que
desplegarán su oferta cultural.

Saladillo tiene el primer premio mundial Medalla de Oro

Redonda, con un diámetro que puede llegar a los 20 centímetros de acuerdo al cocinero, la Galleta de Piso se creó hace más de un siglo cuando la familia Onis, cuya panadería La Estrella -fundada en 1912-, envió en 1918 una lata de galletas por barco hasta Milán, Italia, para participar de una competencia donde obtuvo el Primer Premio Mundial Medalla de Oro.

Desde entonces, la receta de la galleta se fue difundiendo por el pueblo hasta transformarse actualmente en uno de los íconos saladillenses, que homenajea a aquella medalla que aún se puede ver en la ciudad.

La galleta es el último pan que se hace en el horno en la panadería y se cocina en el piso del horno de barro, de allí su nombre, según detalló Pepe Onís, uno de los nietos del fundador de la panadería que funcionó hasta el año 2000.

«Los Onís somos los descendientes directos de quienes fundaron la panadería La Estrella, creada por nuestro abuelo Don Segundo con su hermano Enrique cuando llegaron de España. La panadería era lugar de encuentro de mucha gente de campo, que recibía su
correspondencia a modo de estafeta postal y hacían su compra para la semana: se llevaba una bolsa grande de galleta de piso (que duraba en buenas condiciones toda la semana) y 2 o 3 kilogramos de pan para consumo de los dos primeros días», agregó.

«Luego de un año de fabricar pan en Saladillo, no sabemos bien a ciencia cierta porque deciden participar de este concurso en Italia, con una galleta de piso. Era como una feria de artesanos o emprendedores. La envían en una gran lata hasta Buenos Aires, para tomar un buque que cruce el Atlántico y llegar a Milán. Estimamos que no menos de 30 días tardó toda esa vuelta y fue por las características de conservación organolépticas que les dieron el premio, el cual está en un marco muy bonito de esa época que se ha restaurado
hace algunos años», recordó.

Por último, vale destacar que la Fiesta tiene su propio monumento, “Tricutum”, una escultura de arte cinético ubicada en la Ruta 205 y Frocham que representa un trigal maduro. La obra fue diseñada y elaborada por las artistas plásticas Maia de Lusarreta y Laura Martín.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.