Prohíben la venta de las pruebas rápidas de COVID-19 en la provincia de Buenos Aires

Miércoles 5 de Mayo de 2021 – Así lo definió el Ministerio de Salud bonaerense y abarca la venta de los productos con distintas denominaciones o marcas comerciales para uso diagnóstico como “Pruebas rápidas de Antígeno Covid-19» o test inmunocromatográficos para antígenos de SARS-CoV-2 en secreciones nasales y de garganta. La resolución fue publicada el lunes pasado en el Boletín Oficial.

Cabe destacar que, ante el requerimiento, el 8 de julio del año pasado, de la Coordinadora de Colegios y Consejos de Bioquímicos de Ley de la República Argentina, la Agencia Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) recordó que «las pruebas para COVID-19 que tienen como objetivo detectar el virus SARS-CoV-2 causante de esa enfermedad (test moleculares o de antígenos) o la respuesta inmune a la exposición al virus (test serológicos y test rápidos serológicos) son considerados productos médicos para diagnóstico de uso in vitro y deben estar debidamente autorizados y utilizarse en las condiciones adecuadas para obtener un correcto resultado».

Por otro lado, la obligación de notificar los casos de COVID-19, su evolución e investigación epidemiológica, alcanza a los médicos que asisten pacientes en establecimientos de salud de gestión pública o privada, a los profesionales de los laboratorios de gestión pública o privada que estudien muestras de casos sospechosos, probables, confirmados descartados, a las respectivas autoridades de los laboratorios y establecimientos de salud de gestión pública o privada, y a las respectivas autoridades sanitarias provinciales y municipales. Deben notificarlo al Sistema Nacional de Vigilancia de la Salud.

Los epidemiólogos que, en colaboración o asistencia a las instituciones sanitarias en las que desempeñan su actividad, realicen tareas de investigación epidemiológica en relación a los casos de COVID-19 podrán asimismo efectuar las notificaciones.

Desde el Ministerio de Salud bonaerense mencionaron que «todos los test para COVID-19 que se encuentran actualmente disponibles son de uso profesional exclusivo y deben realizarse en condiciones e instalaciones adecuadas, por ello son de venta exclusiva a laboratorios de análisis clínicos”, y agregaron que «está claramente normado en los procedimientos sanitarios COVID19 que cualquier resultado debe estar cargado en el SISA (Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentina) por un profesional inscripto que sea titular de un laboratorio habilitado por la autoridad competente según la jurisdicción».

Uno de los objetivos del SISA es crear la Ficha Única del Ciudadano como eje central para el registro de la información sanitaria que, según manifestaron desde el ministerio de Salud provincial, podría violarse si e comprador del producto realiza por sí mismo la prueba.

En ese sentido, desde el ministerio dejaron establecido que los test para COVID-19 son de uso profesional exclusivo excluyente y deben realizarse en Laboratorios de Análisis Clínicos habilitados por la autoridad de aplicación.

Dicha medida tendrá vigencia mientras perdure la declaración del estado de emergencia sanitaria en el ámbito de toda la provincia de Buenos Aires a tenor de la enfermedad por el nuevo coronavirus (COVID-19), dispuesta por el Decreto N° 132/2020 y sus respectivas prórrogas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *