Amor, voluntad y coraje en las acciones cotidianas

Por Elizabeth Selva*

Lunes 9 de Agosto de 2021 – ¡Muy buen lunes para todos! Hoy voy a realizar un breve aporte del Dr. Hawkins, que habla sobre los niveles de energía, y voy a trabajar con dos de ellos: voluntad y coraje, pudiéndolo llevar a las acciones cotidianas.

Como he hablado en otras ocasiones, el amor como estado del ser es el que nos ayuda a vivir y ver lo positivo de cada situación.

A partir de lo que trabajó el Dr. David Hawkins en su libro «El poder frente a la fuerza», voy a tomar dos de sus elementos para que los sumemos al accionar cotidiano.

El aprender a estar desde la voluntad y la aceptación. Hawkins dirá que el nivel de la voluntad es muy positivo y puede considerarse la puerta de acceso a los niveles superiores.

La sociedad y las personas necesitamos poner voluntad, hacer lo mejor y más éticamente posible en las acciones cotidianas.

Las personas con voluntad están dispuestas a realizar cualquier trabajo, a desarrollar su carrera profesional o a trabajar como autónomos, dirá el Dr. Hackins. “Son serviciales y contribuyen al bienestar de la sociedad”.

“Están dispuestos a afrontar sus problemas internos y no tienen grandes obstáculos en situaciones de aprendizaje”, agregó Hawkins.

En cuanto a valores, para el momento de la sociedad actual sería muy importante incorporarlos.

Desde el otro nivel, el de la aceptación, “se produce una transformación muy importante, pues se entiende que uno es la fuente y el creador de las experiencias de su vida. Asumir la responsabilidad es lo que distingue este grado de evolución, caracterizado por la capacidad de convivir con las fuerzas de la vida”. (Hawkins)

“Desde la aceptación se da un salto enorme, se recupera el propio poder cuando se toma conciencia de que la fuente de la felicidad está dentro de uno”.

Aceptación no debe confundirse con pasividad.

Hay dos palabras importantes que les dejo para reflexionar: voluntad y aceptar. Y desde la voluntad y el aceptar poner amor en las pequeñas acciones cotidianas.

Para el crecimiento, desarrollo personal y espiritual de todas las personas es importante poder poner en practica la voluntad y la aceptación, que se trabaja desde lo que es la psicoterapia de crecimiento y desarrollo.

Esta semana es un texto breve pero siempre pensando en cada uno de ustedes que nos leen lunes a lunes, para sembrar pequeñas semillas.

Para que, poco a poco, puedan ir entrando en ustedes, en sus almas, que renovemos las esperanzas, aspiremos a ser mejores personas desde los valores, desterrando negatividades, valorizándonos y valorizando a las personas que viven con nosotros.

La Doctora Virginia Satir nos dice que dentro de las familias se construyen los seres humanos y los adultos somos los responsables de darle a los niños y a los jóvenes esos recursos.

Para poder darlos necesitamos tenerlos nosotros, mi intención de estas reflexiones es dar recursos, sembrar semillas para que todos seamos personas que nos podamos comunicar bien, y con autoestima elevada. Un cálido saludo.

*Psicóloga, Nuevas ciencias de la conducta y espiritualidad. Mat. Prov. 93695

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *